Naciones Hundidas: las bravuconadas de AMLO

13-06-2022

El presidente Andrés Manuel López Obrador habrá estado muy contento viendo el desarrollo de la IX Cumbre de las Américas desde la comodidad de su sillón en Palacio Nacional, después de sus barvuconadas defendiendo a los autócratas de la región. Quizá hasta lo comentó con su cuate, el presidente cubano Miguel Díaz-Canel. “Se la hicimos a los gringos”, le habrá dicho en tono machuchón.

Seguramente alcanzó a ver a su enviado, el canciller Marcelo Ebrard en la inauguración de la Cumbre, sentado en segunda fila junto al director de la OEA, Luis Almagro, a quien un día antes prácticamente le mentó la madre pidiendo “refundar” al organismo por los problemas que hubo por el informe que hizo el organismo sobre las elecciones en Bolivia y, pues también había que defender a los amigos como Evo Morales.

Muy bueno el espectáculo con el cruce de miradas entre Almagro y Ebrard en el evento muy a la Hollywood con cantantes, bailarines, niños sonrientes ondeando banderitas, ritmos latinos, luces, todo el show.

Parece que AMLO no quiere hacer compromisos con respecto a la agenda de cambio climático de Biden, tendría que dar cuentas sobre sus estupendas refinerías, por su culto al petróleo, justificar su odio por las energías verdes, mejor encontrar un pretexto para no asistir.

Además de Bolivia tampoco asistieron los mandatarios de Guatemala, Salvador y Honduras, los más interesados, junto con México, en impulsar un programa para regular la migración. Justo al iniciar la Cumbre salió una nueva y multitudinaria caravana desde Tapachula, los tiempos son inmejorables. ¿Es esa la mejor manera de presionar a Washington?

Hasta la redacción de este texto, se sabe que en la cita de Los Ángeles, el presidente Biden espera lograr un acuerdo regional sobre el tema de la migración, pero sin la presencia de los mandatarios de los países más interesados será muy difícil acaparar los reflectores, obtener el quórum deseado que ayudaría al partido demócrata con este tema tan delicado de cara a las elecciones. ¿Será que AMLO le está haciendo el juego a su amigou Donald Trump?

Por su parte, el director ejecutivo de Human Rights Watch, Ken Roth, consideró decepcionante que López Obrador “esté más interesado en defender a los autócratas flagrantes, que en abordar graves abusos de derechos humanos que tienen lugar en su propio país”.

Según Roth, hubiera sido deseable que AMLO asistiera a la Cumbre para hablar de la situación de los solicitantes de asilo en Estados Unidos heredada por Trump en la que deben permanecer en México, mientras esperan el resultado de su solicitud. Las personas que piden refugio tienen derecho a permanecer en el país en donde hacen la solicitud, según la Convención de 1951 firmada por ambos países.

“AMLO aceptó hacer el trabajo sucio a Biden y está cerrando los ojos a lo atrocidades que cometen las fuerzas armadas en ese contexto y parece perfectamente feliz con esa situación’’, dijo Roth, quien consideró que le gustaría ver a AMLO hablar de esas serias violaciones de derechos humanos contra los migrantes cometidas por las fuerzas de seguridad y su derecho a pedir asilo en Estados Unidos, “en lugar de utilizar su tiempo para defender a Maduro u Ortega”.

Con su ausencia AMLO evitó el escrutinio y tener que dar explicaciones ante otros líderes por la espiral de violencia, aumento de la pobreza, inflación y el grave deterioro de la situación de derechos humanos.

“México está en una situación muy preocupante con respecto a la situación de derechos humanos’’, afirmó Roth quien urgió a López Obrador a investigar cuanto antes la causa “de la violencia a gran escala que está teniendo lugar en el país”.

AMLO prefirió hundir su prestigio y aguarle la fiesta a Biden, antes de dar la cara y defender en plena Cumbre los intereses de la nación. Lo que menos le importa son los migrantes, los derechos humanos y tener buenas relaciones con el vecino del norte, a menos que regrese Trump, que a cambio de cazar a personas que huyen del horror, le daría carta libre para gobernar el país a su antojo. Ya sabemos que, si el multimillonario se lo pide, ahí sí se dobla. Qué bravucón.

Gabriela Sotomayor, Ginebra, Suiza.
Para EjeCentral.

Compartir este artículo

La última puerta

La última puerta

Con el fin de buscar la justicia que le ha sido negada en México, la periodista Soledad Jarquín Édgar denunciará al Estado Mexicano ante el Comité de la ONU para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer (CEDAW, en inglés) porque, a cuatro años, el feminicidio de su hija, la…

Deuda pendiente

Deuda pendiente

“El gobierno tiene que saber que sigue teniendo una deuda pendiente con nosotras, las madres de Juárez, y con nuestras hijas”, me dijo Norma Andrade, madre de Lilia Alejandra, abuela de Jade y Caleb, defensora de derechos humanos, fundadora de Nuestras Hijas de Regreso a Casa y víctima…